Informe Comisión Directiva Ampliada. Comunicación 61/2018

Como fuera informado por Comunicación 58/2018 el 30 de agosto se realizó la Asamblea Anual Ordinaria con la participación de 150 colegas, luego de la cual se efectuó la tradicional reunión de la Comisión Directiva Ampliada en la que la CD se explayó sobre dos temas centrales. El primero fue el referido a la exagerada demora en la actualización de los salarios del SEN y el segundo  al tema previsional que se viene tratando desde julio del corriente año.

Con respecto al primer tema, se informó que el APSEN se comunicó con el Canciller el 16/8, apenas conoció que se iba a iniciar el pago del demorado aumento del 10% retroactivo al 1ro de abril, pero sólo a los Secretarios y Consejeros. Se le hizo referencia a que el día anterior (15/8) la PGN ya había firmado un nuevo aumento del 10% retroactivo al 1/8 con lo que se acumulaba el atraso en el cumplimiento de lo dispuesto por la ley 23.797.  El Canciller recomendó reunirse con el Secretario Gaspari para evaluar la situación.

Ese mismo día (16/8) por la tarde el Presidente del APSEN tuvo reunión con el Secretario Gaspari y el Subsecretario Bielus, a los que se les planteó la urgencia en regularizar los mencionados aumentos salariales. En dicha reunión se resaltó el carácter alimentario del salario lo que le da prioridad sobre cualquier otro tipo de erogaciones. Se hizo referencia a la comprensión que debía tenerse sobre la realidad económica general a lo cual se respondió que el Cuerpo Permanente Activo del SEN había demostrado con creces ser muy comprensivo y tolerante al haber pasado tres meses sin plantear acción alguna respecto de la demora salarial. Con posterioridad a esa liquidación se mantuvo una reunión con el Canciller, el Sábado 25, durante la cual el Emb. Faurie manifestó que en la próxima liquidación, se regularizará el aumento del 10% retroactivo a abril, a los demás rangos de la carrera (A, B y C) que se comenzará a percibir en forma escalonada a partir de octubre.

Con respecto al tema previsional, se remarcó el agravamiento de la situación económica y financiera por la que está pasando nuestro país, lo que está produciendo un aceleramiento de la adopción de medidas que el Gobierno quiere tomar para la reducción del déficit fiscal.

Se hizo mención a las reuniones generales realizadas por la CD en el Auditorio “Manuel Belgrano” los días 6, 18 y 26 de julio y las reuniones con los Delegados de Promoción los días 3, 10 y 28 de agosto, en la sede del APSEN.

En la última citada, de las 51 Promociones del ISEN participaron más de 30, incluidos Delegados de los ExSECEN, incluyendo a las promociones más jóvenes, en la cual pudo apreciarse un consenso generalizado en seguir avanzando con la propuesta de aporte voluntario con las características y modificaciones anunciadas en las precitadas reuniones.

En dicha reunión también se mencionó que, como fuera hecho público, el Secretario de Seguridad Social Juan Carlos Paulucci había presentado su renuncia con efecto al 31/8 y se había ofrecido a hacer de “puente” con su reemplazante, hasta ese momento Secretario Legal y Técnico del ANSES Gonzalo Estivaríz. Asimismo, se coincidió con Paulucci en la conveniencia de que, en el ínterin, el APSEN y ARSEN mantuvieran una reunión con el Jefe de Gabiente del Ministro de Trabajo Dr. Ernesto Leguizamón, la que se realizó el día 27/8 con la participación de la Actuaria Mercedes Bourquin, Directora Nacional de Políticas de la Seguridad Social.

En la precitada reunión  de Comisión Ampliada, además, se hizo referencia a la Comunicación 50 del APSEN del 16/8 que resume los puntos principales sobre los cuales se entiende se ha ido generando un consenso.

Así, se marcaron los puntos esenciales del proyecto de Convenio: la protección de las leyes 20.957, la 22.731 y la 23.797. Es decir, proteger la ley orgánica del SEN, la ley jubilatoria especial del SEN y el régimen salarial del SEN respectivamente. En cuanto a la “temporalidad” se prevé una vigencia acotada, por un lado y, por otro, impulsar la creación de una Caja Compensatoria propia, lo que se presenta como factible ya que  según el análisis actuarial efectuado, con nuestros aportes podemos cubrir el régimen y llegar, (con un  escenario conservador de una capitalización del 5% anual) a una “renta vitalicia”. Se destacó que la mencionada Comunicación 50 recibió muy pocos comentarios y que en su mayoría presentaba un alto grado de consenso para continuar avanzando con esos puntos.

Por otra parte se hizo referencia a varias menciones que, en el contexto de la emergencia fiscal actual, se habían hecho acerca de la afectación de los regímenes previsionales especiales en la prensa.

Se leyó también la transcripción de las palabras del Director Ejecutivo del ANSES Emilio Basavilbaso que, en un programa de radio de muy amplia difusión (“Lanata sin filtro”)  expresó:

“Hay algunos regímenes especiales que tienen condiciones jubilatorias diferentes, diferenciales…algunos de ellos son deficitarios…en concreto podemos hablar todo lo que es el servicio exterior…que es uno de los regímenes más deficitarios de todos. la idea es que  puedan pagar mayores aportes…para que esa jubilación, que después cobran que es mucho mayor que la jubilación promedio de cualquier argentino, este relacionada con los aportes que realizan para que no sea tan deficitario el sistema”.

Asimismo se mencionó que, el día 27/8 el diario “Cronista”, analizando los recortes generales del presupuesto, expresó que “el set de medidas contempla modificar los regímenes especiales de jubilaciones”.

Finalmente, frente a las noticias difundidas en los medios se hizo referencia a la incertidumbre e inestabilidad del panorama desconociéndose cuáles y cómo se aplicaran estas medidas de recortes. Se hizo hincapié en que cualquier medida que pudiera tomar el gobierno con en perjuicio del régimen jubilatorio o salarial del SEN sería muy difícil de revertir en gobiernos ulteriores.

En este sentido se estima que el agravamiento de la situación económico-financiera del país torna prácticamente inevitable alguna medida del gobierno sobre los regímenes especiales. En dicho contexto pudo apreciarse que existe una opinión generalizada favorable a continuar con la negociación del Convenio en los términos planteados, en tanto ella permita evitar la posibilidad de una intervención de la administración por decisión propia, que sin duda sería más perjudicial para el régimen del SEN. Al respecto se aguarda más claridad en relación a la designación de un nuevo interlocutor, así como la definición de las competencias que tendrá –o no- en materia previsional.

Se señaló por último que, en breve, se efectuará un relevamiento de opinión sobre la existencia de consenso respecto de esos parámetros esenciales del acuerdo.

La Comisión Directiva.

Buenos Aires, 11 de septiembre de 2018